| International Lifestyle Traveller | Viaja Conmigo

Reiki

0

El reiki es hoy en día una ciencia aceptada. Las energías y su poder de equilibrio son indiscutibles. De hecho, incluso hay hospitales en los que se utiliza para tratar a sus pacientes en áreas como la oncológica ya que la serenidad que aporta es total.

En el reiki se trata de encontrar el balance.

El maestro reiki se encarga de limpiar las energías del paciente transmitiendo la energía universal como canal, pero nunca su energía propia para no contaminar ni ser contaminado.

También analizará los chakras y verá si éstos están en balance o si por el contrario hay alguno cerrado, analizando su causa para que el paciente pueda poner por sí mismo y después, soluciones analizándose a sí mismo y sus relaciones con el entorno.

La autoconciencia y el autoconocimiento son indispensables para entender cómo vibramos y cómo actuamos.

Otro punto importante es el aura. Todos tenemos un aura que nos rodea y nos describe. El maestro reiki sabrá ver nuestra aura y el color de la misma y a partir de ella nos analizará.

Para comenzar, entre la luz tenue, el incienso, la música ambiental y despojados de nuestra ropa y cualquier elemento metálico, comenzará la sesión. Tumbados boca arriba, el primer contacto es con el aura. Unas vibraciones invaden el cuerpo para después pasar al cuerpo. El terapeuta elegirá los momentos en que tocar el cuerpo para indicar dónde se encuentra o transmitir energía de arriba hacia abajo o de abajo hacia arriba.

Diferentes ejercicios describen la hora completa en la que mediante símbolos de poder se estudian los chakras y se realizan ejercicios mentales de relajación.

Es imprescindible dejar la mente tranquila y aprender a respirar.

Cada persona es diferente tanto según su momento de crecimiento personal como según su entorno o su capacidad para actuar y enfrentarse a diferentes situaciones.

Vibraciones y sensación de cosquillas y calor sin roce, energía que fluye limpia y purifica situándonos en un nivel de conciencia en el que las necesidades básicas pasan a un segundo plano ya que la concentración es tal que con la mente se suprimen hasta las ganas de toser y estornudar.

Al terminar la sesión, la sensación de bienestar y relajación es total.

Es muy recomendable realizar este tratamiento aunque sólo sea para enfrentarse al mismo y generar una opinión veraz al respecto con una experiencia personal que permita abrir la mente.

Fotografía y Texto por Rocío Pastor Eugenio.

Fotografía 100% libre de retoque digital. Como siempre aquí, en WOMANWORD.

Haz click en cada foto para verla en detalle y alta calidad.

Lauren Imparato. Fotografía de/ por © Rocío Pastor Eugenio. ® WOMANWORD

Lauren Imparato. Fotografía de/ por © Rocío Pastor Eugenio. ® WOMANWORD

Todos los textos e imágenes tienen derechos de autor. All Rights reserved. © Rocío Pastor Eugenio ® WOMANWORD

Más Información

Deporte

Instagram

 

Share.

Leave A Reply